Turismo de Salud puede potencial económica, Dr. Redondo

Turismo

Jose Natalio Redondo

L
a República Dominicana tiene en
el turismo de salud un nuevo ni
cho de mercado, mediante el cual
podría generar empleos de calidad,
aumentar significamente el ingreso
de divisas y conseguir transferencia
de tecnología en beneficio de su po
blación, planteó el doctor José Nata
lio Redondo, presidente del Consejo
de Directores del Grupo RESCUE.
Redondo, expresidente del Cluster
Turístico de Puerto Plata y miembro
consejero de su actual junta directi
va, compartió su experiencia en el
ámbito de turismo de salud durante
la conferencia “Medicina de turismo
en la República Dominicana”, orga
nizada por el Centro de Estudios de la
Salud de la Fundación Global Demo
cracia y Desarrollo (Funglode).
La conferencia se desarrolló con
la presencia del expresidente de la
República y presidente de Funglode,
doctor Leonel Fernández, el vicepre
sidente ejecutivo de ASONAHORES
Arturo Villanueva, el presidente de la
asociación de clínicas privadas el Dr.
Rafael Mena y la Lic. Wendy Sánchez
directora de turismo salud del minis
terio de turismo y con la participa
ción de los principales directivos de
los centros hospitalarios del país.
El galeno destacó que “uno de los
grandes méritos que debe explotar la
República Dominica para el turismo
de salud, es el posicionamiento que
tiene por estar situado en el centro
del Caribe”.
Se refirió a un estudio de la Me
dical Tourism Association (MTI), de
sarrollado por la George Washington
University (GWU), según el cual, el
76% de los pacientes que piensan
en tener algún procedimiento fuera
de su país reside en Estados Unidos,
y aproximadamente el 80% de ese
grupo vive en la costa este. “Esta es
una de las ventajas de nuestro país,
porque estamos frente a la costa este
y contamos con aproximadamente
25 vuelos diarios”.
En 2015, se estima que seis millo
nes de personas viajarán buscando
salud en el mundo, “y esto generará
un aporte al Producto Interno
b
ruto
(PI
b
), solamente en el sector salud, de
cerca de 70 mil millones de dólares”
explicó.
En el Caribe y Centroamérica se
están creando condiciones para igua
larse al patrón de referencia, que es
Estados Unidos, indicó el especialista
en medicina crítica y cardiología. “Ya
tenemos hospitales certificados como
prestadores de salud, con la misma
calidad que operan en Estados Uni
dos”, resaltó.
Redondo dijo que el turismo mé
dico no es un negocio únicamente
de hospitales, sino del turismo, por
lo que la estrategia debe involucrar
activamente a este sector.
En otra referencia al estudio del
MTI, subrayó que en el 2013 cerca
del 80% de la demanda del turismo
de salud se producía por los costos.
“La cirugía plástica era la que lide
raba; luego los procedimientos den
tales, donde República Dominicana
presenta una satisfacción muy alta,
con uno de los posicionamientos más
alto de las Américas, y en tercer lu
gar los procedimientos ortopédicos”,
explicó.
De acuerdo con el estudio, los
gastos en los que incurre un paciente
que hace turismo médico promedian
12,000 dólares. Tomando en cuenta
que por lo general los pacientes via
jan acompañados, esto se traduce en
gastos que superan entre 6 y 8 veces
más los de un turista normal, agregó.