Todo cambia, 27 febrero Rendición de cuentas y protestas

0
326

 

El comportamiento de las autoridades gubernamentales, policiales, militares ha sido ejemplar ante las protestas que se han escenificado en muchas ciudades dando inicio en la capital con la participación de unos 30 jóvenes que motivaron la una avalancha de actos similares y que el día de la Independencia nacional continuaron exigiendo que se explique por qué de suspendió las elecciones del 16 de febrero, los responsables a fin de que pagan por lo que hicieron.
El gobierno se auxilió de la Organización de los Estados Americanos, OEA que aceptó realizar las investigaciones para establecer responsabilidades.,
Jóvenes que debieron votar en los comicios municipales, reclamaron elecciones transparente, motivando a destacados artistas como Juan Luis Guerra y una diversidad de comunicadores y productores de programas que visitaron el lugar interpretaron canciones uniéndose a la protesta.
El Presidente Danilo Medina en su intervención en el congreso nacional para rendir cuentas a la nación el los años de gobierno que marcó la despedida suyo, condenó la suspensión de las elecciones al tiempo de calificarlo un hecho bochornoso dandole la razón a los jóvenes protestantes por entender que las elecciones no debieron suspenderse.
la decisión de los jóvenes marcó una nueva forma de hacer protesta pacifica, denunciando males del gobierno y acciones contra la voluntad popular poniendo en peligro la democracia, siendo respetados por militares y policías que se mantuvieron vigilando a los manifestantes vestidos de negro en su mayoría.
Debe considerarse en paso de avance, pues los jóvenes que eran ajeno al movimiento político nacional, su posición masiva participación demostró que conocían todo lo que sucedía en el país, lo hicieron por el situación que genero la suspensión de las elecciones que puso en peligro la peligro y con ella los intereses del país, razón de peso para que despertaran a ;los dominicanos y especialmente a los jóvenes que estaban dormidos, como si no le interesada la suerte del país.
Todo cambia en el país para fortalecimiento de la democracia y la participación de nuevas generaciones que pasaría en tiempo no lejanos a ser los líderes que dirigen el gobierno y todas las instituciones del país, en forma transparente, evitando los actos de indelicadeza denunciado durante las protestas realizadas en la mayoría de las ciudades dominicanas, emulando a Juan Pablo Duarte cuando hizo 176 años logró junto a los trinitarias liberar de los haitianos al pueblo dominicano.