Echan atrás distanciamiento de años Hipólito y Hatuey

Fotocronica Politica

SANTO DOMINGO.- En la reunión celebrada esta mañana entre el ex presidente Hipólito Mejía y el licenciado Hatuey De Camps, parece que hubo algunos acuerdos limitados, y ambos coincidieron en la necesidad de un diálogo nacional para tratar los problemas del país.

Al salir del encuentro,  que duró 45 minutos, el  expresidente  Mejía dijo que corresponde a la dirección del Partido Revolucionario Dominicano (PRD) procurar un acercamiento político con el ex presidente de esa entidad.

De su lado, el licenciado De Camps dijo que con la reunión enterró el “hacha de la diferencia política” con Mejía y valoró que éste se hiciera un “mea culpa” ante el país por su intento reeleccionista en el 2004.

Mejía destacó que entre los temas tratados hicieron referencia al déficit fiscal del Banco Central que supera los 32 mil millones de pesos.

Preguntado sobre si trataron la situación política de Hatuey,   Mejía dijo que sí, pero que él no quiere volver al PRD, y que cualquier alianza  habría que hacerla a través del Partido Revolucionario Social Demócrata (PRSD), que preside.

En tanto, Hatuey dijo que   nunca ha roto las relaciones personales, y las diferencias que han tenido son de carácter eminentemente político.

“Yo no tengo prejuicio ni oposición a una reunión entre Hatuey y la dirigencia del PRD, pero yo no soy el dueño del PRD, y en esta reunión no se va hablar de eso”, expresó Mejía a su llegada a la residencia de De Camps.

La reunión entre ambos fue privada y se celebró en la segunda planta de la residencia del presidente del PRSD.

El encuentro fue coordinado por el empresario Johnny Morales, y previo a la llegada de Mejía, el licenciado De Camps dijo que en otras ocasiones  ha recibido en su casa al ingeniero Miguel Vargas Maldonado, por lo que dará igual tratamiento al ex presidente.

De Camps no desaprovechó la presencia de los periodistas para recordar que Mejía y los dirigentes que lo respaldaron en sus afanes reeleccionistas son los responsables de las cuatro derrotas consecutivas que ha tenido el partido blanco.

Dijo que Mejía cometió un “grave error” con el PRD histórico al imponer la reelección, y recordó que a él le tocó el papel de luchar contra eso y que así lo hizo.

Reconoció que Mejía es una realidad política en el país y una fuerza importante a lo interno del PRD.

El presidente del PRSD dijo que el país requiere un diálogo nacional en el que participen todas las fuerzas políticas, a fin de diseñar una estrategia que permita enfrentar con éxito los malos tiempos que se avecinan. Esta opinión fue compartida por Mejía.

Sin embargo, aclaró que un diálogo no significa un pacto, y que lo que el país necesita es un diálogo nacional abierto y transparente, con la participación de todos.

El ex presidente Mejía anunció una semana después de terminada las elecciones congresuales y municipales su precandidatura presidencial para las elecciones del 2012.

Hatuey fue expulsado del PRD en el 2004 cuando la organización aprobó presentar a Hipólito a la reelección, para lo que tuvieron que modificar los estatutos y la Constitución

Hablaron de todo

Hipólito Mejía y Hatuey De Camps concidieron en decir que el encuentro entre ambos es una demostración y un mensaje a la democracia, a las fuerzas vivas del país de que hay que dialogar. Explicaron que tuvo mucho que ver también la agudización de los problemas del país y su preocupación porque se resuelvan.