Muere a los 82 años Rafael de la Rosa

PUERTO PLATA.- Morir durante el fin de semana y en medio de una agitada campaña electoral es pasar desapersivido, ya que muchos son seguidores fanáticos de los candidatos y ni siquiera escuchan radio o ven la televisión que no sea sobre actividades políticas. Otros prefieren ni escucharla o verla para  evitar la contaminación de la política que no es de su agrado.
Los periodistas que conocen de información han orientado a sus seguidores en torno a lo negativo que es no estar informado, de manera que si se incurre en el error  deja de enterarse de buenas noticias y de otras que constituyen hondo pesar. Esta última la representa la muerte de Rafael de la Rosa Cabrera, un popular personaje que se dio a querer por todo el mundo, especialmente en la parte baja de la ciudad por las buenas relaciones cultivadas y el servicio desinteresado que ofrecía  sin reparar en el dinero.
Fue miembro de la Marina de Guerra de la cual terminó pensionado, pero nunca dejó de ofrecer su servicio como practicante de la medicina, laborando en el Instituto Dominicano de Seguros Sociales (IDSS)  para dar servicio mayormente a los pobres y a los jóvenes cuando aún era pequeña la ciudad y la tecnología, especialmente para curar enfermedades del “mundo”o venereas no se encontraba en la zona.
Rafael de la Rosa, hijo de Jacinto de la Rosa que hizo historia en su bar Gina del Camino Real, estuvo casado con Felipa Cabrera, que además de Rafael trajeron al mundo al destacado beisbolista Orlando de la Rosa, Milagros, Olga, Antonio y Bienvenido de la Rosa.
Murió el sábado y fue sepultado en el Cementerio Municipal de Puerto Plata, ante la presencia de numerosas personas, las que lograron enterarse. Pero por el bien realizado su partida a la eternidad a los 82 años dejó mucho pesar, no sólo a sus hijos Jacinto, Felipe y Cecilia, sino a una inmensa cantidad de puertoplateños que le conocieron, trataron o recibieron de él las buenas atenciones.

admin

admin

Periódico de Puerto Plata, vigente desde 1976 llevando la luz que guía la verdad a cada ciudadano. Honestidad. Carácter y confiabilidad nos definen.

Comments are closed here.

Sociales

A %d blogueros les gusta esto: